Menú Principal

La importancia de la innovación y sus primeros pasos

Nuestro director de Opinno Europa Tommaso Cannonici compartió sus conocimientos sobre open innovation y el cambiante entorno empresarial actual con la revista PLAN. Podéis leer el artículo a continuación:

¿Por qué Innovar en una Empresa?

No quiero parecer muy drástico, pero innovar hoy en día es cuestión de supervivencia. Si no innovas, desapareces.

Me explico un poco mejor:

El mundo está cambiado a toda velocidad y esto afecta no solo a la forma en que hacemos negocio, sino a la forma en que vivimos. Hoy en día la mayoría de las personas jóvenes no sabrían ni orientarse dentro de su propia ciudad sin el GPS de su móvil, somos totalmente dependientes de la tecnología y ésta cambia a ritmos exponenciales.

En el mundo de los negocios estamos viendo como esta velocidad de cambio está transformando sectores claves de nuestra economía y tocando a gigantes de las industrias, que de un día para otro pasan de ser los líderes del mercado a la quiebra. No faltan los ejemplos en este ámbito: Nokia, Motorola, Kodak, etc.

Si miramos los datos, la esperanza de vida media de una compañía del S&P 500 (las compañías más grandes del mundo) pasó de ser de 67 años en el 1920 a ser de alrededor de 15 años hoy en día. Se prevé que el 40% de estas compañías va a desaparecer del mercado en menos de 10 años. ¿Qué ocurrirá con nuestro IBEX35?

Estamos viendo actualmente que aproximadamente un tercio de la grandes empresas españolas no están casi generando beneficios, y el otro tercio genera beneficios muy inferiores a otras inversiones, todo nos hace esperar que algo tiene que cambiar para que el modelo pueda sostenerse.

El lema tiene que ser: Reinventarse o Morir.

En los 70 y los 80 la base para sobrevivir de una empresa era la funcionalidad y coste de su producto, y nos diferenciamos por calidad. Ya hace bastante tiempo que la calidad se da por hecho, y es la base para sobrevivir; las empresas empezaron a diferenciarse por servicio, postventa, flexibilidad etc. Hoy en día, también todos estos atributos se dan por hecho, y si no los tienes estás fuera del mercado, solo puedes diferenciarte siendo innovador. Esto no quita que en muy poco tiempo también la innovación se dará por hecho…

Hoy en día la inmensa mayoría de los productos y servicio que estamos consumiendo han sido pensados y construidos hace menos de 12-18 meses. El ciclo de vida completo de un nuevo producto y servicio no supera los 3 años de vida. ¿Cómo vamos a sobrevivir si no innovamos?

Con estos tiempos, ¿qué va a pasar con las empresas que tardan 9-12 meses solo en escribir el plan de negocio de un nuevo servicio? Se están comiendo entre un 30% y un 50% de la vida útil de su idea en papeleo, sin poder ganar ni un euro.

¿Cómo lo hacen las mejores empresas del mundo?

Tenemos que aprender de las empresas que lo están haciendo mejor: Google, Apple, Samsung, Alibaba, Tesla, Netflix, etc.

Si vemos las empresas más innovadoras (y más valoradas tanto por consumidores como por inversores) del mundo, vemos que casi siempre se repiten 3 características fundamentales:

Están conectadas con el ecosistema: son empresas abiertas, que colaboran, que desarrollan modelos de negocio abiertos (como por ejemplo Apple Store o Google Play). Saben lo que ocurre e invierten energías y dinero en colaborar con todos los stakeholders de su cadena de valor, con una propuesta de valor concreta para cada uno de ellos: clientes, proveedores, startups, universidades, socios industriales, etc.  Son los primeros en enterarse de lo que está ocurriendo y en diseñar en consecuencia estrategias que se anticipan al futuro. Se hacen humildes y buscan colaborar porque saben que solos no se puede llegar tan lejos.

Ponen sus clientes en el centro: no se diseñan los productos que los jefes quieren sino los que los clientes demandan. La gran mayoría de estas empresas tiene un mecanismo de escucha activo constante de necesidades de sus clientes, no se avergüenzan de preguntar a sus usuarios ¿en qué más te puedo ayudar?. El departamento de atención al cliente ya no es el último escalón de la cadena, sino el primero. Diseñan experiencias únicas para sus clientes, durante todo el ciclo de vida del cliente (lo que los técnicos llamamos “Customer Journey”).

Son ágiles y rápidas: son capaces de reducir el “time to market” de un producto drásticamente, aunque sea lanzando prototipos o versiones betas que luego los mismos clientes mejoran hasta llegar al éxito. Implementen metodologías de trabajo que le permita ir más rápido y no tienen miedo a fallar: celebran los éxitos y los fracasos por igual. Pensad en cuántos productos de Google han sido criticados o no utilizados, se prioriza el aprendizaje frente al perfeccionismo (y el miedo al fracaso).

Para reducirlo a 3 conceptos, que seguro suenan a muchos: ¡Open Innovation, Design Thinking y Agile! 

¿Por dónde se comienza?

El punto fundamental para llegar a ser un empresa innovadora es que toda la organización vaya por el mismo camino. Como podemos ver, el único asset que realmente nos puede diferenciar de nuestra competencia ya no es el capital sino el talento. Es suficiente con analizar lo que está pasando en el sector financiero, para darse cuenta de que el capital ya no es suficiente para estar seguros frente a nuestros competidores.

El punto número uno para innovar es identificar el talento que tenemos en la organización, identificar bien cuáles son nuestros retos estratégicos y empezar a trabajar con ellos en la solución.

Es muy importante hacernos las preguntas correctas y luego buscar el camino para darle respuesta. El rol de la dirección no es dar las soluciones sino plantear bien los retos e involucrar a toda la organización en las soluciones y en la ejecución.

¿Cómo podemos hacer para que nuestra organización vaya por el mismo camino?

Hay que hacer un plan que podemos resumir en tres temas:

- Querer: ¿Cómo hago para que mi gente quiera trabajar de otra forma? Necesitamos diseñar mecanismos motivacionales que hagan girar el barco, seleccionar y premiar a los mejores y predicar con el ejemplo. El engagement de sus empleados es una parte fundamental del éxito de una compañía. Existe una correlación directa entre resultados de negocio, resultados en innovación y engagement de los empleados. Hay que trabajar primero de todo en este punto, el Employer Experience.

- Saber: Necesitamos entrenar a nuestras personas en utilizar nuevas metodologías de trabajo como Design Thinking, Lean Startups, Agile, etc. Realmente necesitamos invertir para que todo el mundo en la organización tenga la capacidad de innovar, identificar oportunidades y saber construir soluciones adecuadas en muy poco tiempo.

- Poder: necesitamos rediseñar nuestras organizaciones de forma más horizontal e informal. Tenemos que poner las bases para romper los silos y hacer que la innovación fluya de forma transversal. Diseñar un nuevo modelo de reconocimiento de los objetivos, donde el innovar que siempre lleva consigo un 80/90% de posibilidad de fallar, sea reconocido y no castigado. Aquí es donde muchas de las organizaciones fallan, pensando que con nombrar un director de innovación es suficiente… Las empresas innovadoras son justamente las que no tienen departamento de innovación porque ya tienen una cultura innovadora y de reconocimiento. 

¿Cómo ayudáis en Opinno a empresas que quieran innovar?

Hace 8 años, en Opinno vimos claro todos los puntos que he nombrado anteriormente y creamos un modelo propio para poder ayudar a otras compañías: una suerte de “Innovation as a service”.  Nuestro modelo de People, Ideas y Solutions:

- People: con nuestros aliados de MIT Technology Review y Harvard Business Review hemos construido la mayor red de Open Innovation a nivel hispanohablante.

- Ideas: Transformamos el conocimiento que nos da nuestra red en estrategias, ideas y modelos de negocio para nuestros clientes. Somos especialistas en implementación de metodologías de innovación y en transformación digital.

- Solutions: Transformamos ideas en proyectos reales en el mercado, nuestro equipo de ingeniería y diseño es capaz de lanzar al mercado prototipos de nuevos productos y servicios en menos de 3 meses.

En definitiva, desde Opinno ayudamos a las organizaciones a conectarse con el ecosistema, poner en el centro a sus clientes y a ejecutar de forma ágil, apalancándonos en socios de renombre mundial y trabajando con las mejores empresas de Europa, USA y LATAM.

El mercado está cambiando cada vez más rápido y estamos observando cómo la tecnología va tirando abajo todas y cada una de las barreras de entrada que defendían los feudos de las empresas tradicionales. En Opinno tenemos una forma de enfrentarnos a este contexto, que por supuesto está evolucionando día a día de la mano de los mayores expertos en innovación del mundo, pero nosotros no podremos ser nunca los protagonistas del cambio necesario; serán las propias empresas las que tendrán que tomar una decisión: apostarlo todo, o apagarse poco a poco.